Dirigentes del sector Agroexportador piden mesa única de diálogo en Lima con presencia de ministros de Estado, exigen incremento salarial y modificación del bono agrario.

Tras la aprobación de la nueva Ley Agraria por el Ejecutivo, ocurrida el último día del año, los trabajadores del sector agroexportador del Norte y Sur del país siguen disconformes y exigen un decreto de urgencia que modifique la parte del bono remunerativo de la ley.

Como se sabe la principal disconformidad radica en el incremento del sueldo con un bono equivalente al 30% de la Remuneración Mínima Vital (RMV) que no es remunerativo y no suma en sus beneficios laborales.

Felipe Arteaga, presidente del Frente de Defensa de San José de Virú, dijo que es importante una respuesta clara y rápida del Gobierno, y como darán tranquilidad a los trabajadores. Si existe o no esa posibilidad de modificar la ley y que desaparezca el bono y sea parte de la remuneración. Por su parte el presidente del Comité de Lucha de Virú, Andy Requejo, expreso no estar de acuerdo con el dictamen de la ley agraria, “ellos tratan de hacer oídos sordos a nuestros reclamos”, dijó.

Para el secretario general del Sindicato de Trabajadores de la empresa Camposol y vicepresidente del Comité de Lucha de los trabajadores del Sector Agrario Agroindustrial, Walter Campos Palacios, estas reuniones han sido después de que el gobierno publicará la nueva ley agraria. “Los trabajadores esperábamos una solución, pero los señores ministros y el Congreso ya no podían hacer nada, no podían mejorar, ni modificar el salario que nosotros estamos pidiendo. Al final se han puesto propuestas de los trabajadores, sin embargo, no obtuvimos respuestas contundentes por parte de los ministros”, indicó.

Algunas de los reclamos que mencionó Campos fue el despido de muchos trabajadores, la no renovación de algunos contratos, incluso dijo que el presidente del comité de lucha, Andy Requejo Pérez ha sido cesado de su trabajo de la empresa Hass Perú, ubicada en Chao. “Lo que claramente se observa es el hostigamiento a los trabajadores del sector. En el caso de Camposol, al parecer algunos trabajadores también estarían sufriendo lo mismo y no les estarían renovando sus contratos”, indicó.

A pesar que una Comisión Técnica les propuso una reglamentación dentro de la ley, lo que ellos solicitan es que se revise nuevamente esta ley aprobada para mejorar algunas condiciones de trabajo. “No han aprobado ningún céntimo de incremento al salario lo que han hecho es agregar un bono de 30%, pero no tiene carácter remunerativo por lo tanto no surte efecto a nuestros beneficios sociales”, asegura.

Además, solicita que se realice una mesa de dialogo en Lima, para garantizar que todos los trabajadores del sector agroexportador de Ica y Libertad o de otras regiones estén presentes. “Una sola sesión y si hay una propuesta hay que analizarla juntos y llegar a una solución.  Hasta el momento esto solo sería una propuesta por parte del sector agroindustrial”, agregó.

Luego de la publicación de la nueva Ley Agraria, y el descontento de parte de los trabajadores agrarios, se han llevado a cabo dos reuniones los primeros días de enero en la provincia de Virú, en La Libertad.  Juan Herrera, secretario general de Frentair (Federación Nacional de Trabajadores del Sector Agrario, Industria, Riego y Similares), exigió que “el ministro de Trabajo debe darse un tiempo para atendernos, además denunció supuestos despidos de las empresas en represalia y advirtió que el diálogo podría quebrarse”.

En el segundo encuentro, fue en Trujillo donde no participaron los empresarios agroexportadores. Fuentes de la AGAP (Asociación de Gremios Productores Agrarios del Perú) informaron que no fueron convocados, pero sí lo harán en Lima. Algunos líderes agrarios incluso advierten que el diálogo se rompería si no se atiende este requerimiento. Cabe indicar que la AGAP está en desacuerdo con la nueva ley agraria, debido al bono estipulado y el régimen tributario.

Por otro lado, la presidenta del comité de lucha del sector agrario de Ica, Susana Quintanilla Huarancca, ha convocado a una asamblea general para este domingo 10 de enero. Por ahora no se realizará ninguna manifestación pública o bloqueo de carreteras.

Por su parte Jorge Larrea de Rossi, secretario técnico del Consejo Nacional del Trabajo, dice que dicha ley solo la puede cambiar el Congreso de la República, es decir, el mandatario Francisco Sagasti no podrá hace nada, porque no está en sus facultades cambiarla. Sin embargo, las reuniones continúan sin llegar a buen puerto.

¡Participa del debate! Deja tu comentario

Por favor, ingrese su comentario
Please enter your name here