Foto: Andina.

El defensor del Pueblo, Walter Gutiérrez, aseguró que su institución tiene la facultad para presentar la demanda de competencia al Tribunal Constitucional, luego que la semana pasada el presidente Martín Vizcarra decidiera disolver el Congreso de la República.

“Nosotros consideramos que (el presidente del Congreso) tiene toda la posibilidad de hacerlo (de presentar la demanda competencial) y estoy seguro que el Tribunal Constitucional no va a escamotear su responsabilidad y van a asumir. […] Desde nuestra lectura, la Defensoría tiene la posibilidad de presentarla”, dijo en entrevista a Canal N.

Estas declaraciones las dio luego de reconocer que el Perú vive una situación de anomalía constitucional y un alejamiento de la Constitución, al señalar que una negación al voto de confianza no puede interpretarse de una forma tan “laxa y libre”. Sin embargo, remarcó que no hay un golpe de Estado.

“Para la Defensoría del Pueblo, la Constitución es un estatuto de poder. […] Y la Defensoría del Pueblo es un actor de contra poder, es decir, que también limita el poder. Nosotros hemos dicho que estamos en una situación de anomalía constitucional, de un alejamiento de la Constitución. En primer lugar, porque consideramos que, para interpretar la denegación de la confianza, esta interpretación no puede hacerse de una manera tan laxa y tan libre, y, además, quien lo hace, es quien ejerce el poder. Con esto no quiero decir que se ha hecho un golpe de Estado, lo que estoy diciendo es que nos hemos alejado de la Constitución. Nos hemos metido en un hueco del que tenemos que salir”, manifestó.

En esa línea, Gutiérrez expresó su preocupación por la situación que se avecina para el país, debido a que el presidente de la República podrá gobernar mediante decretos de urgencia, algo que nunca había pasado. Lo que le daría la facultad para cambiar todo el Código Penal sin control alguno. Asimismo, remarcó que el Congreso que se elija será el más débil y es el que tendrá que elegir a los miembros del Tribunal Constitucional.

Aseguró que ninguna de las dos partes, Ejecutivo y Legislativo, entendieron que su verdadera función no era la de colisionar, sino de cooperar entre ambos. Añadió que el divorcio de ambas instituciones ha llevado al país a esta situación.

Finalmente, el defensor del Pueblo hizo una invocación a retomar el diálogo, por lo que informó que este lunes (hoy) estará en el Consejo Nacional de la Reforma para hablar con el presidente de la República y plantear la apertura de una mesa de diálogo.

“El día lunes (hoy) vamos a estar con el Consejo Nacional de la Reforma, donde está el presidente del Poder Judicial, la fiscal (de la Nación), el contralor, yo también voy a estar, y yo voy a aprovechar, antes o después, para hablar unos minutos con el presidente de la República. […] No es lo único que le voy a decir (plantear una mesa de diálogo), pero también se lo voy a decir”, manifestó.

Deja un comentario